domingo, 1 de febrero de 2015

Bizcocho de leche condensada

   Hoy os traigo un bizcocho que voy a dedicar, en especial,  a todos los "seguidores argentinos" de este blog  ya que en vez de contener sólo azúcar, lleva una mezcla de azúcar con leche condensada, una variante del dulce de leche, salvando las distancias.
   Es una receta que encontré en Cocina facilísimo y al ver que era muy sencillo de realizar, me animé a probar. ¿No diréis que no tiene buena pinta?
Recién desmoldado
Aquí os dejo los ingredientes y su elaboración.
Ingredientes:
  • 4 huevos
  • 250 gr de harina
  • 100 gr de azúcar
  • 100 gr de leche condensada
  • 8 gr de azúcar vainillado
  • 50 ml de leche
  • 50 ml de aceite
Dificultad: Baja

Elaboración:

Recién horneado
- Separar las yemas de las claras.
- Batir con las varillas las yemas, la leche, el aceite y la leche condensada.
- Tamizar la harina con la levadura y lo añadimos al batido anterior. Continuamos batiendo.
- Montamos las claras con el azúcar, el azúcar vainillado y una pizca de sal para que suban mejor.
- Añadimos las claras montadas a la mezcla anterior con movimientos envolventes con ayuda de una cuchara hasta que quede todo integrado.
- Precalentar el horno.
- Verter la mezcla en un molde engrasado. Colocar dentro del horno a una altura media a una temperatura de 150 º durante 40 minutos.
 
Una muestra del corte

   Como podéis ver queda muy esponjoso. Es un bizcocho ideal para los más golosos pues la leche condensada le da un toque diferente a cuando se utiliza sólo azúcar.
Desde aquí os animo a probarlo porque es sencillo y queda delicioso.
¡Ya me contaréis cómo os queda!
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario