jueves, 11 de julio de 2013

El ocaso de la piel

   Cada vez que voy a la playa, no sólo el calor del sol quema mi piel. Una rabia interna me arde por dentro al comprobar que la mayoría de la gente no quiere cuidar de su piel, dejando a los bebés desnudos bajo los rayos del sol, aplicándose la crema antisolar al llegar a la playa o la piscina , cuando debe usarse media hora antes de ponerse al sol y tostándose durante horas sin ninguna protección.
 
Primer protector solar de la historia
   Desde que en los años veinte, Coco Chanel pusiera de moda el bronceado como símbolo de bienestar y poder y en los años treinta, se fabricara el primer protector solar (Ambre solaire), la cosmética solar ha avanzado considerablemente. Pero, y entonces, ¿cómo es posible que haya tantos problemas de piel inducidos por el sol?
 
   ¿Dónde radica el fallo? Posiblemente, esté en la desconfianza de la gente, que no acaba de creerse que algo tan maravilloso como el sol pueda producir cáncer o en la confusión que generan entre los usuarios ciertos términos poco inteligibles (fototipo, FPS, UVA, capital solar,…) y habituales de las etiquetas de los cosméticos solares.
 
   Para empezar, aclarar que un cosmético solar ni ayuda ni evita que uno se broncee. El bronceado es simplemente, la respuesta de la piel a las radiaciones ultravioletas que actúan sobre la melanina, pigmento que da color y protege a la piel del sol. Su intensidad depende del fototipo de cada persona, es decir, la sensibilidad de la piel frente al sol, yendo del tipo I, personas con piel y cabello muy claro al tipo IV, personas de piel y cabellos muy oscuros.
 
Fototipos y tipo de protección que debe usar


   Es primordial entender que los protectores solares sólo sirven para evitar el eritema solar (un enrojecimiento e inflamación de la piel), que se produce cuando hay una exposición excesiva al sol, la cual puede acabar en quemadura y a su vez, puede originar fotoenvejecimiento y fotocarcinogénesis. Dos alteraciones tan temidas y tan desconocidas entre el público, en general, a pesar de toda la información que se tiene gracias a los medios de comunicación.
 
   ¡Por favor!, seamos sensatos, protejámonos como es debido (protector solar, sombrero y gafas) y no abusemos del sol, la piel tiene un límite.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario